LAS SEMILLAS ESTAN DE MODA

BICICLETA, FIEL COMPAÑERA.
9 abril, 2019
FORESTAR, ES SINÓNIMO DE OXIGENAR.
9 abril, 2019

LAS SEMILLAS ESTAN DE MODA

Los hábitos nutricionales y alimentarios están cambiando. El estilo de vida saludable se ha convertido en uno de los propósitos más importantes. Una de las tendencias saludables que más hondo caló en el último tiempo es la de las semillas. Si bien hace ya tiempo que eran consumidas, hoy están en auge más que nunca por su capacidad de concentrar en tan poco tamaño incontables nutrientes y por su capacidad de dar textura a muchas recetas.

Para las personas que no comen carne, como vegetarianos y veganos, incluir las semillas en su alimentación es casi una prioridad. Estos nutrientes son capaces de suplir de forma efectiva los beneficios que proporciona la carne en el organismo. Aunque, para lograr esto hay que seguir una alimentación continuada con semillas

Te contamos las propiedades de algunas semillas.

Las semillas de lino incluyen ácidos grasos de calidad. Esto favorece la regulación del colesterol, beneficiando al hígado. Una particularidad de esta semilla es que sus propiedades son más potentes cuando están molidas. Pese a ello, la forma más común de consumirla es entera. Panes, ensaladas, yogures, etc. son alimentos con los que se pueden mezclar.

La Quinoa es una de las semillas más famosas y potentes en cuanto a propiedades y beneficios. Incluyen vitaminas del grupo B y E, por lo que su nivel de antioxidantes es perfecto. Además, es una fuente de minerales muy elevada. Dicen de la quinoa que es más rica en proteínas que el arroz y ya se la trata como un súper alimento. Se consume hervida y es ideal para preparar todo tipo de recetas.

Las semillas de girasol son geniales para condimentar ensaladas o incluirlas en desayunos fitness. Tienen contiene ácido fólico y vitamina E, además de fitoesteroles, que ayudan a regular el colesterol. Les atribuyen a estas semillas beneficios cardiovasculares y adelgazantes.

Las más famosas de todas son las semillas de chía. Los estudios sobre este nutriente no son todavía concluyentes, pero sí que se sabe que es una fuerte importantísima de omega 3. Alguna investigación elaborada entorno a la chía asegura que favorecen el rendimiento y la actividad deportiva, debido a que incrementa el glucógeno.

El aceite que se extrae de las pipas de calabaza mejora las situaciones en las que los niveles de estrógenos no son altos. Además de favorecer los estados de ánimo, dicen de ellas que previene dolores de cabeza.

Si aún no agregas un puñado de semillas de calabaza a tus ensaladas, si no incorporas semillas de chía en tus desayunos o batidos, o si no cocinas con quinoa o amaranto, es que no estás a la última en tendencias gastronómica. 

También puedes consultar por éstas y otras semillas a los especialistas en alimentación cerca de vos. Ellos te ayudarán a incorporarlas a tu dieta y a la de tu familia.

Pero, como suele suceder con todas estas famosas tendencias nutricionales, a veces son consumidas sin un conocimiento real sobre sus beneficios o efectos. Y, en el caso de las semillas, por ejemplo, se olvida que el arroz, el trigo, el maíz o las legumbres también lo son. Este momento de protagonismo de las semillas es ideal para aprender a incorporarlas, combinarlas y conocerlas para disfrutarlas y aprovecharlas al máximo.

Estas son las propiedades nutricionales de estas semillas. Claro que no son una moda! Son nutritivas y ricas. Las podes conseguir en tu dietética o tienda orgánica.